Hacerlo Tendencias
Atrás

3 maneras de mejorar tu búsqueda de empleo desde casa

Descubrir cómo entablar contactos profesionales en medio de una recesión económica y una pandemia puede ser sumamente difícil, pero no tiene por qué ser así. Puedes conectarte con otros seres humanos desde el sofá, tu oficina en casa, la mesa de la cocina o tu patio (es decir, desde donde haya wi-fi).

Todo se reduce a quién conoces. Independientemente de que seas un recién graduado, estés cambiando de carrera o seas un profesional desplazado, es posible que te sientas así en algún momento mientras busques empleo.   

Por ese motivo, tener una red de contactos es clave para las búsquedas laborales más modernas. Algunas vacantes de empleo ni siquiera se publican abiertamente o pueden publicarse como una formalidad aunque ya tengan candidatos en consideración. Las personas quieren contratar y trabajar con profesionales que conocen, que les gustan y en quienes confían.

Entonces, ¿cómo puedes lograr que los reclutadores y los gerentes a cargo de contrataciones te conozcan, confíen en ti y les resultes de su agrado? ¿Cómo puedes usar tu red de contactos profesionales a la distancia? ¿Y cómo puedes ampliar tu red de contactos si tus familiares y amigos no trabajan en la industria que te interesa?

 1.      Crea una presencia en línea

Busca tu nombre en línea y analiza los resultados. Puedes estar seguro de que otros lo harán, así que ¿por qué no lo pruebas tú primero y ves qué encuentras? Si actualmente buscas empleo, pero los resultados de búsqueda solo arrojan contenidos no relacionados u obsoletos, definitivamente, necesitas tomar medidas para convertir tu trabajo en un relato apasionante creando un perfil optimizado en un sitio de contactos profesionales, como LinkedIn. Es una gran manera de ocupar posiciones más destacadas en las búsquedas en línea. En las redes sociales, no debes limitar tus contenidos a lo que quepa en una página o dos. Esto se traduce en más espacio para incorporar tu personalidad, compartir las recomendaciones, demostrar tus habilidades o conocer a nuevas personas e, incluso, postularte a empleos. 

Si trabajas en un campo creativo, tal vez ya tengas un portafolio web. Este no es momento de acumular polvo virtual con enlaces rotos ni de permitir que tu nombre de dominio caduque. Un portafolio web debe exhibir tus mejores trabajos. Puedes atraer a los gerentes a cargo de contrataciones con tu estilo único mediante una tipografía y unos contenidos inteligentes. Tu sitio web también debe estar en línea con las características de tu profesión. Por ejemplo, si eres diseñador web, tu sitio web debe reflejar tus habilidades técnicas y de diseño. Además, puedes vincular el portafolio con tus perfiles en las redes sociales para que los reclutadores puedan encontrar rápidamente tu currículum o muestras de tu trabajo.

Independientemente del curso que decidas tomar para tu presencia en línea, siempre debes preguntarte qué deseas que vean los empleadores. Luego debes asegurarte de que lo vean cuando te encuentren en línea.

2.      Dilo por escrito

Escribir correos electrónicos y mensajes directos es una manera habitual de comunicarte con los demás en línea. No es necesario ser redactor profesional para elaborar los mensajes que los reclutadores y los gerentes a cargo de contrataciones quieran leer. De hecho, puedes crear algunas plantillas personalizables que te permitan escribir con empatía, concisión y claridad.

Estamos viviendo una época que será conocida por expresiones como solos y juntos, sin precedentes y nueva normalidad. Todos hemos sido afectados por la pandemia de la COVID-19 en alguna medida. Es difícil encontrar una manera de contactarse con un desconocido para pedir trabajo sin conocer cuál puede ser su situación. Pero puedes imbuir tus mensajes con empatía genuina yendo más allá de las amabilidades genéricas. Reconoce el momento extraño que estamos atravesando y pregunta cómo esa persona lo está sobrellevando, en lugar de hablar directamente de tu búsqueda de empleo. 

Por cierto, puedes mostrar empatía y ser conciso. Siempre es importante ser respetuoso del tiempo de los demás y no extenderse de más. Además, es menos probable que alguien lea un mensaje largo e inconexo. Por eso, es mejor redactar un correo electrónico simple que no exija que el destinatario trabaje demasiado. Vuelve a leer tus mensajes antes de enviarlos para comprobar que tengan sentido para la otra persona. Si estás contactando a un desconocido, no dejes de explicar quién eres y por qué le estás escribiendo. Tal vez te interesó una publicación de blog que escribió o encontraste su perfil en una red social por casualidad y notaste que tuvo una carrera poco habitual. Si indicas el motivo por el que te estás contactando, evitas que parezca que estás enviando una plantilla genérica de correo electrónico. 

3.      Invita a la persona a un café virtual

Aunque los mensajes de correo electrónico son un excelente medio para realizar una conexión inicial, no reemplazan el encuentro cara a cara. Incluso un mensaje cálido no se compara con las señales no verbales que obtienes de una conversación de 15 minutos con una taza de café. Una charla de café puede ser una gran manera de ampliar o nutrir tu red de contactos profesionales porque puedes adaptar la conversación mientras se desarrolla, en lugar de tener que esperar la respuesta por correo electrónico. Una charla de café implicaba encontrar un lugar adecuado para reunirse o perderte la oportunidad de contactarte con una persona de otra localidad geográfica. Desde el inicio de la pandemia, las reuniones por video son mucho más comunes. Por eso, muchas personas están dispuestas a aceptar un café virtual. 

Lograr que la persona acepte la charla virtual significa que parte del trabajo previo está hecho. Sin embargo, se aplican algunas de las mismas reglas que para el correo electrónico: 

Muestra empatía. Agradece a la persona con la que te reúnas por su tiempo y menciona que entiendes que tal vez esté atravesando dificultades, incluido trabajar desde casa. También corresponde preguntarle cómo la ha afectado la pandemia desde el punto de vista profesional y cómo la está enfrentando su compañía. 

Sé claro. Si tienes una charla de café con alguien que no conoces, debes estar preparado para responder cuando te diga: "Cuéntame algo de ti". Asegúrate de poder explicarle a la persona con la que te reúnas qué haces, cómo o por qué lo haces y qué estás buscando. Si te reúnes con alguien conocido, recuérdale lo que has hecho en el pasado e infórmale sobre lo que te interesa hacer. 

Sé conciso. Resiste el deseo de decirle a la persona que buscas obtener información de ella. Por el contrario, opta por un objetivo más sucinto, como informarte sobre su trayectoria de carrera, su función en tu compañía ideal o, incluso, cuáles son los desafíos actuales de la compañía y cómo podrías colaborar.

Aunque parezca extraño entablar nuevas conexiones o conseguir un trabajo nuevo sin poder reunirte con la persona cara a cara en el mundo real, puedes conectarte durante el aislamiento social. Puedes elegir uno de estos métodos o pensar otras maneras creativas de usar la tecnología para ampliar tu red y lograr que te contraten. 

Asegúrate de estar preparado para tu próxima entrevista de trabajo con un currículum digital. Empieza creando un portafolio web hoy mismo.

Lucy Samuels es asesora de comunicaciones y orientadora profesional, y vive en la ciudad de Nueva York. Ayuda a los corporativos y a aquellos que les cuesta adaptarse a desarrollar confianza comunicativa para compartir sus historias profesionales y acceder a oportunidades maravillosas. Puedes obtener más información sobre Lucy visitando su sitio web.

Artículos relacionados

  1. Tendencias

    Cómo triunfar en tu entrevista laboral por videollamada

    Cómo triunfar en tu entrevista laboral por videollamada

  2. Tendencias

    5 formas de hacer crecer tu red profesional

    5 formas de hacer crecer tu red profesional

Suscribirse

Suscríbete para recibir las últimas publicaciones de blog y novedades de MAKING IT, promociones y colaboraciones de Squarespace.

Se produjo un error al enviar el formulario.

Gracias por suscribirte.